En la actualidad, podemos ver como hay personas que hacen prejuicios de otros. Por eso, veremos cómo estos padres como muchos otros juzgan a una persona solo por su apariencia sin darle la oportunidad de conocerlo, primero pero al final no se imaginaron lo que sucedería.

Cuando su hijo los llama a sus padres para decirle que regresaría a casa junto a un amigo que había sido gravemente herido, estos se negaron a recibirlo, pero después de un tiempo que no supieron más de su hijo, reciben una noticia que no esperaban. Así que mira lo que sucede, te sorprenderás. ¿Quieres Saber Más? Sigue Leyendo… Recuerda Compartir Esto Con Tus Amigos.

[showhide more_text=”Clic Aquí Para Seguir Leyendo” less_text=”Mostrar Menos…”]

Luego, que un soldado iba a regresar nuevamente a casa, después de haber luchado por años en la guerra de Vietnam. Decide llamar a sus padres, quienes vivían en los Ángeles, Estados Unidos.

“Mamá, papá, vuelvo a casa. Pero quiero pediros un favor. Tengo un amigo al que me gustaría llevar conmigo”.

“Claro”, respondieron los padres, y continuaron: “Estamos deseando conocer a tu amigo”.

Pero su hijo tenía algo más que contar.

“Hay algo que debéis saber”, dijo él.

“Mi amigo fue gravemente herido durante los combates. Pisó una mina y perdió un brazo y una pierna. No tiene adónde ir y le gustaría quedarse con nosotros”.

Los padres cuando escucharon las palabras de su hijo a través del teléfono quedaron en shock.

”Me entristece mucho escuchar eso, hijo, pero quizá podamos ayudarle a encontrar un sitio donde vivir”, respondió el padre.

“No, mamá, papá. Yo quiero que viva con nosotros”, dijo el hijo.

”Hijo mío”, respondió el padre, “Tú no sabes lo que nos pides. Una persona con esa discapacidad sería una gran carga para nosotros. Tenemos que seguir adelante con nuestra propia vida, no podemos dejarlo todo para cuidar de un extraño en nuestra casa. Creo que lo mejor es que vuelvas a casa y te olvides de ese chico. Él encontrará alguna forma de arreglárselas solo, hay otros que puede ayudarle”.

El hijo, después de escuchar lo que pensaban sus padres, colgo el telefono. Desde ese momento los padres no supieron más acerca de su hijo. Pero, días después reciben una llamada de la policía de Los Ángeles.

“Su hijo ha muerto”, les comunicó la policía.

Perdió la vida al caer de un edificio alto, le dijeron a los padres. La policía cree que se trata de un suicidio.

Los padres, rotos de dolor, fueron a la morgue para identificar el cuerpo de su hijo. Lo reconocieron, pero descubrieron, con horror, algo para lo que no estaban preparados.

A su hijo le faltaba un brazo y una pierna.

Esta historia, está basada en una leyenda urbana, aparte de ser una triste historia tiene importantes puntos para reflexionar, por lo que no se debe juzgar a otros, basándose en su apariencia.

Cuéntanos lo que piensas de esta historia y déjanos tus comentarios… Gracias por visitar nuestra página 😉

Si Te Resulto De Utilidad Esta Información Compártela Con Tu Familia Y Tus Amigos.

[/showhide]